Día mundial del corazón 2019

dia-mundial-corazon-farmacia-alcorcon

Día mundial del corazón.

Hablamos de enfermedades cardiovascular bajo el lema: “Mima a tu corazón y él cuidará de ti”.

El día 29 de septiembre de cada año se celebra el Día mundial del corazón y según la Fundación del Corazón:

Cada año mueren 17,9 millones de personas a causa de la enfermedad cardiovascular (ECV), que incluye las enfermedades cardiacas y cerebrovasculares. Hoy en día, la ECV es la la primera causa de muerte en todo el mundo y se estima que la cifra ascenderá a 23 millones en el año 2030.

Enfermedades cardiovasculares

Quizás puedas pensar que las enfermedades cardiovasculares solo comprenden problemas relacionados con el corazón. No es así, también se incluyen las enfermedades que comprometen los vasos sanguíneos que circulan por los pulmones y el cerebro.

A continuación te mostramos una lista de algunas de las enfermedades del corazón más importantes:

  • Tromboembolismo pulmonar.
  • Síndrome del corazón roto o abombamiento apical.
  • Infarto de miocardio.
  • Cardiopatía congénita.
  • Fibrilación auricular.
  • Insuficiencia cardiaca.
  • Muerte súbita.
  • Valvulopatías: Infecciones, traumatismos y envejecimiento.
  • Arritmias: Palpitaciones, mareo, síncope, dolor torácico, pérdida de conocimiento… son algunos de los…
  • Enfermedad de Kawasaki.
  • Coartación de aorta.
  • Foramen oval.
  • Síndrome de Brugada.
  • Síndrome de Marfan.
  • Ductus arterioso.
  • Transposición de grandes vasos.

Factores de riesgo.

¿Se puede evitar el padecer alguna enfermedad cardiovascular? No al 100%. Lo que se puede hacer es reducir o eliminar todo lo que se pueda los factores de riesgo. Los factores de riesgo son como las papeletas de la tómbola de la feria de tu pueblo. Por pura estadística si compras más papeletas tienes más probabilidades de que te toque el premio gordo. El oso de peluche que te regalan en la tómbola nada tiene que ver con el “premio” de que te de un infarto.

  • Obesidad. El perímetro abdominal está íntimamente relacionado con el riesgo de padecer alguna enfermedad cardiovascular. La obesidad también es un factor de riesgo de numerosas enfermedades como la diabetes.
  • Diabetes. Las personas que padecen Diabetes Mellitus son incapaces de almacenar correctamente la glucosa porque no tienen o producen poca insulina. Por este motivo, la glucosa se acumula en la sangre, dañando los vasos sanguíneos progresivamente, acelerando el proceso de arteriosclerosis. Además, se aumentan las probabilidades de padecer una enfermedad cerebrovascular porque la glucosa pasa directamente al cerebro, sin necesidad de que la insulina actúe.
  • Colesterol. El exceso de colesterol se adhiere a las paredes de las arterias dificultando el paso de la sangre.
    Estrés. El estrés produce la liberación del cortisol, para restablecer la homeostasis. Si el estrés se hace algo habitual y se prolonga en el tiempo, los efectos negativos de esta hormona superan a los positivos. Por ejemplo, existen muchas probabilidades de que a una persona le de un infarto de miocardio después de un evento emocionalmente intenso (si tiene predisposición al mismo).
  • Hipertensión y Frecuencia cardiaca. Si se tiene la tensión alta (mayor de 12/8) significa que el corazón hace más fuerza de la habitual sobre las arterias. El problema es que la hipertensión es un asesino silencioso, porque la mayoría de las veces pasa inadvertido. Controla tu tensión si tienes más de 40 años.
  • Tabaquismo. No es nada nuevo, ya sabemos lo perjudicial que es el tabaco para la salud. la incidencia de la patología coronaria en los fumadores es tres veces mayor que en el resto de la población.
  • Herencia genética. Los genes, por ahora, no se pueden cambiar. Que la herencia genética esté en el último punto de la lista no es casualidad. Muchas personas le echan la culpa a los genes, olvidándose de los muchos factores de riesgo implicados en las enfermedades cardiovasculares.

Alimentación y actividad física: protectores de tu corazón.

La alimentación basada en comida real y el ejercicio son dos soluciones para disminuir el resto de factores de riesgo.

La actividad física nos ayuda a quemar el exceso de energía, evitando que se acumule en el cuerpo, aumenta la liberación de endorfinas, fortalece los músculos…

¿A qué llamamos comida real? A todos los alimentos que puedes comprar en el mercado de siempre. Verduras, frutas, legumbres, carne, pescado, cereales, semillas, lácteos… Alimentos que no necesitan etiquetas ni miles de ingredientes en su lista. Elimina de tu cesta de la compra todos los productos ultraprocesados que están llenos de grasas perjudiciales para la salud, sal y azúcar.

Si no sabes cómo empezar este cambio, reserva cita con nuestra nutricionista y ella te ayudará a alcanzar el cambio que necesitas para vivir con un corazón sano y feliz.

¿Te apuntas?

https://fundaciondelcorazon.com/actualidad/dia-mundial-del-corazon/3444-dia-mundial-del-corazon-2019.html

firma-paloma-sastron

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.